Caldo de madre

¿Y si fueras una receta culinaria, cual serías? ¿Como profesional, como persona? Nosotros somos como el caldo de madre, hecho con buenos ingredientes, cocinado a fuego lento para que esté rico, sano y te siente bien, como en un frío día de invierno. Y lo más importante cocinado con amor, porque como el caldo de madre (la tuya) no hay nada. Cuidado que quema.